Cerrar

Tu cesta solidaria (3 productos)

Total: 17 €

educo.busqueda
Inicio | Blog |Noviembre 2016 | Una beca para un futuro mejor
Una beca para un futuro mejor

Una beca para un futuro mejor

Actuamos noviembre 22, 2016
En Malí, las posibilidades de estudiar de las niñas son limitadas, especialmente si viven en zonas rurales. En primaria, solo el 60% de niñas están matriculadas y la mayoría abandona los estudios al acabar este ciclo o incluso antes para trabajar o casarse. Tan solo un 3,4% alcanza los niveles superiores de enseñanza. A pesar de que la legislación maliense promueve la igualdad educativa entre niños y niñas, éstas no gozan ni mucho menos de las mismas oportunidades ya que, en caso de tener que priorizar, las familias prefieren enviar a los hijos varones a la escuela en detrimento de las niñas, que se quedan en casa ayudando en el hogar o al cuidado de sus hermanos pequeños. Muchas se casan jóvenes o quedan embarazadas a una edad temprana. Además, las agresiones sexuales en los entornos escolares provocan que muchas de ellas tengan miedo de ir a la escuela y acaben abandonando las aulas.

Mariam Dicko Mariam Dicko

En las zonas de Ségou donde trabajamos, marcadas por la pobreza y la falta de oportunidades, estudiar secundaria –y no digamos llegar a la universidad– se convierte en una quimera para las niñas y adolescentes. Ante esta realidad, Educo y nuestra organización socia local GAAS Mali llevamos un cabo un proyecto de becas para ayudar a 300 chicas de familias sin recursos a continuar sus estudios. Además, hablamos con sus madres para convencerlas de la importancia de la educación y las acompañamos para que puedan incrementar sus medios de vida y así garantizar la escolarización de sus hijos.

“Me ha servido de estímulo”

Mariam Dicko es una de estas jóvenes. Con 14 años, cursa séptimo en la escuela Bréhima Oulalé y recibe una beca.  “Estoy muy contenta de lo que el proyecto ha hecho por mí este año y del apoyo para poder seguir los estudios –nos comenta–. Me ha servido de estímulo. La beca me da material escolar, uniformes, paga los gastos de escolarización y de manutención. Además, ahora mi madre me deja tiempo en casa para hacer mis tareas y he mejorado mi nivel de francés”. Mariam tiene claro que debe esforzarse para mejorar su futuro y cumplir su deseo de llegar a ser oficial en el ejército. “Así ayudaré a defender a mi país”. Por su lado, su madre remarca los beneficios que la beca tiene tanto para la familia como para las estudiantes. “Para nosotros supone un alivio económico, y para las niñas supone un estímulo importante para seguir los estudios. También mejoran su rendimiento académico porque la beca incluye cursos de refuerzo escolar”. Como madre, ha cambiado su visión y ahora es consciente de la importancia de su papel. “Me aseguro de que mi hija asiste a clase con regularidad, le libro de tareas domésticas para que tenga rato para hacer sus deberes, la ayudo en lo que puedo y la animo a seguir estudiando en el futuro”. [gallery type="slideshow" ids="10807,10808,10809">  
Actuamos noviembre 22, 2016

La entrada actual no tiene comentarios

Security code
He leído y acepto la política de privacidad y las condiciones de servicio
subir